Razones que demuestran la importancia de tener un buen amigo

Las amistades son muy importantes y, obviamente, seguir siendo amigos en un matrimonio es de suma importancia. Es fundamental que el marido y la mujer sean los mejores amigos que comparten un matrimonio basado en la honestidad, el respeto, la lealtad, la comunicación y el amor. Pensando en mis relaciones fallidas, puedo ver cómo dejamos de ser mejores amigos y causó una gran brecha que finalmente fue parte de la razón por la que nuestra asociación terminó.

Aunque su cónyuge es su mejor amigo, también necesita que alguien de su propio género sea su mejor amigo. Según la investigación, es incluso más importante para las mujeres tener otra amiga que para un hombre tener un amigo. Las amistades entre los géneros son dramáticamente diferentes y los antropólogos han determinado que la razón principal de la diferencia es que las mujeres comparten una intimidad en la relación y los hombres comparten una experiencia de camaradería que no se basa en la intimidad.

¿Por qué es importante tener un buen amigo?

Hay tantas razones por las que es importante tener un buen amigo que este espacio no alcanzara para nombrarlas, no obstante, déjame contarte algunas según mi punto de vista y lo que me ha enseñado la vida:

Un Buen amigo nunca se olvidará de tu cumpleaños

Podrá pasar por cualquier eventualidad, pero un buen amigo siempre llegará a ti con un regalo original para amigos especiales, esos que dejan huella en el corazón y que nunca olvidas.

Un buen amigo te ayuda a sentirte menos solo

Aunque hay miles de millones de personas en el planeta, a veces puedes sentirte abrumado por la soledad. Un buen amigo te refleja la vida y con todas las cosas que tienes en común, estar solo no se siente tan solo. Su compañía puede ser un gran apoyo en esos momentos en que necesitamos un hombro para sostenernos.

Un buen amigo escucha con atención

Incluso si eres aburrido o ya has contado la historia antes, un buen amigo te escuchará con atención y te dará su opinión. ¿Por qué escuchan con atención? Escuchan porque les importa y tienen el deseo de escuchar lo que dices. Nunca eres un simple ruido para un buen amigo. Aprecian que te tomes el tiempo para decirles lo que tengas en mente.

Un buen amigo reduce el estrés

Estar con un buen amigo o hablar con él puede calmarte y reducir el estrés que sientes. Al poder intercambiar pensamientos e ideas en ellos, se siente más en paz consigo mismo y con su lugar en el mundo.

Un buen amigo mejora tu confianza en ti mismo y tu autoestima

Su fan número uno es su mejor amigo. Te dirán lo genial que creen que eres sin reprimirse. Son capaces de señalar sus puntos buenos y ayudarlo a sentirse mejor consigo mismo al aumentar su nivel de confianza. La amistad valida tu existencia y eso solo es un refuerzo de autoestima.

Un buen amigo te quiere y se preocupa por ti

Eres importante para un buen amigo y ellos valoran tu amistad. Un buen amigo te ama y se preocupa por ti y no se avergüenza de decirte exactamente cómo se siente.

Un buen amigo da una nueva perspectiva

A veces puede ponerse las anteojeras y volverse de mente estrecha. Sin embargo, es fácil dejar todas tus creencias preconcebidas y mirar todo desde una nueva perspectiva cuando un buen amigo te señala en esa dirección. A menudo, es desde los ojos de los demás que realmente podrás resolver tus mayores problemas.

Un buen amigo es digno de confianza

Poder confiar en alguien es un regalo valioso y trae paz a su vida. Un buen amigo nunca traicionaría la confianza que tienes en él.

Un buen amigo proporciona una prueba de la realidad

Si comienza a actuar como un loco, un buen amigo lo llevará de regreso a la Tierra en un santiamén.

Un buen amigo apoya tus sueños y metas

No importa cuán grandes sean sus sueños o cuán lejos estén sus metas, un buen amigo cree en usted. Creen que eres maravilloso y que puedes lograr cualquier cosa que te propongas. Ellos están ahí contigo, apoyándote en todas las formas posibles para lograr tus sueños y alcanzar el éxito con tus metas. También encuentran una manera de empujarlo constantemente a lograr lo que saben que desea lograr.

Un buen amigo es leal

Al igual que un perro o una zapatilla vieja, un buen amigo te será leal. Te defenderán y les dirán a todos que eres el más grande sin ni siquiera pestañear. Si es necesario, morderán a tus enemigos. Bueno, realmente no los muerdas, ¡pero te
defenderán hasta el final!

Un buen amigo te ayuda a conectarte a un nivel más profundo

Acéptalo, la vida puede volverse difícil. Un buen amigo está totalmente de tu lado y, dado que puedes ser tú mismo con él, existe una conexión más profunda que va más allá de las palabras. Eres comprendido, valorado y amado.

Un buen amigo es divertido y se reirán a menudo juntos

Estar con su buen amigo o hablar con él es divertido y ambos se ríen juntos a menudo. No solo te ríes, sino que te ríes hasta que te duelen los costados y las lágrimas brotan de tus ojos. Sí, tener un buen amigo es una experiencia divertida.

A un buen amigo le gusta tu verdadero yo

No tienes que maquillarte, peinarte perfecto o chuparte el estómago cuando estás con tu mejor amigo porque él te acepta totalmente, tu verdadero yo. Si te gusta usar un pijama largo de John o un vestido que parece que le quedará a toda la familia porque te sientes más cómodo de esa manera, a tu verdadero amigo simplemente no le importa. Saben que lo que importa está en el interior y no todas las cosas superficiales en el exterior.

Un buen amigo respetará las diferencias

Un buen amigo respetará las diferencias: tendrás muchas cosas que son totalmente iguales a las de tu mejor amigo, pero puede haber problemas o creencias que sean completamente opuestas a las tuyas y eso está bien. Un buen amigo respeta las diferencias entre ustedes y no afecta la amistad porque se preocupa sinceramente por la persona.

Un buen amigo le ayuda a sobrellevar los malos tiempos

Ya sea que esté pasando por un divorcio, la pérdida del trabajo, problemas de salud o tratando de sobrellevar una muerte, un buen amigo también estará a su disposición durante los malos tiempos. Incluso si son solo un hombro sobre el que llorar, puede contar con su apoyo en los momentos difíciles.

Un buen amigo fomentará el cambio positivo en tu persona

Un buen amigo no te reprocha tus malos rasgos, pero te anima a realizar cambios positivos en tu vida, como dejar de fumar, dejar de beber en exceso, incorporar el ejercicio a tu rutina diaria, come sano o simplemente para reconocer la belleza en tu vida. Un buen amigo es una adición positiva a tu vida.

Un buen amigo es honesto

Un buen amigo siempre te dará una respuesta honesta a la pregunta: «¿Este vestido me hace ver gorda?» Sí, un buen amigo es honesto contigo en todo momento y puedes contar con su honestidad porque no es un ataque a tu carácter.

Un buen amigo comparte las lecciones de la vida

Un buen amigo te ayuda a crecer, ya sea en el conocimiento de cómo hacer algo o en el progreso interior como persona. Quieren evitarle dolor y ayudarlo a salir adelante, por lo que comparten todo lo que saben sobre la vida.

Un buen amigo siempre está de tu lado

Un buen amigo no tiene que estar de acuerdo contigo en todos los asuntos, pero te acompañará en las buenas y en las malas, las buenas y las malas, los momentos felices y los más tristes o deprimentes. momentos de tu vida. Ya sea que piensen que tienes razón o no, todavía están a tu lado.

Un buen amigo podrá ponerse en tu lugar y sentir lo que tú sientes

Un buen amigo ha experimentado muchas de las mismas cosas que usted, por lo que puede relacionarse con cómo se siente acerca de un problema o circunstancia. Saben lo que se siente tener el corazón roto, la tristeza de la muerte de alguien cercano o la emoción de unas vacaciones tan esperadas. Han sentido las mismas emociones y conocen el camino en el que se encuentra y pueden relacionarse totalmente con su viaje.

Un buen amigo aumenta la felicidad

Tener un buen amigo agrega felicidad a su vida. Una amistad es una relación positiva que agrega un gran valor a tu vida. Un buen amigo no discute contigo todo el tiempo, traiciona tu confianza, te falta al respeto o te lastima de alguna
manera.

Un buen amigo mejorará tu salud mental

Es cierto que un buen amigo mejora su salud mental porque se siente comprendido, amado y no solo. Esos sentimientos inspiran paz en tu vida, en tu alma y en tu mente.

«Son los amigos a los que puedes llamar a las 4 a. m., eso importa»

Un buen amigo siempre quiere lo mejor para ti y tu familia. Nunca te lastimarían intencionalmente y su amistad es un regalo invaluable. Si tienes una persona que cumpla con cada uno d estos aspectos pues FELICIDADES, son pocas las personas que pueden decir lo mismo. “En la mayoría de los casos podrás contar a los amigos con los dedos de las manos.”

1 comentario en “Razones que demuestran la importancia de tener un buen amigo”

  1. Los beneficios de tener un buen amigo realmente son muy valiosos y se siente muy bien contar con una o varias personas que sabes que te apoyan, dan buenos consejos y puedes también ayudar y compartir momentos especiales.

    Responder

Deja un comentario